miércoles, 20 de marzo de 2013

El futbolista más sexy del mundo.

Un café, un buen restaurante y su elegancia... portada perfecta.

No es novedad, no es cosa de ayer, o una cara nueva que me entro en mente hace unos meses. Es cosa de toda la vida, es XABI ALONSO. Nombrado por VANITY FAIR ESPAÑA como el futbolista mas sexy del mundo, el guapísimo Tolosarra nos presenta un interesante reportaje obviamente, de la mano de un impresionante shooting a cargo de Marc Hom, del estilismo se ha encargado nuestra Jennifer Bauser, pero quién le dió el toque especial a la mañana en Valdebebas fue la compañia de Kyra, la perra que estuvo en pose durante cada minuto de shooting junto al futbolista.

Sin duda alguna el mejor acierto de la edición española de Vanity Fair, fue proponer un inicio de Marzo que a las fechas que publico el post... mejor Abril, para meternos en mood primaveral con looks estrictamente elegantes y a la moda, cosa que Alonso domina, colores claros mezclados con los básicos como en camel o el negro, alguna sudadera para cubrirse de los vientos que de pronto nos asustan y unas buenas zapatillas, el look perfecto, del futbolista perfecto.

XABI ALONSO portada del mes de Marzo 2013, edición Vanity Fair España.

FOTO: VANITY FAIR.





martes, 12 de marzo de 2013

Un Ozuna en negro y plata.

Muchas veces y como debería ser, logras identificar una prenda según el tipo de diseño que presenta la firma en cuestión o el diseñador que se encarga de trabajar cada una de las colecciones, en este caso eso es lo que sucede, con los cortes estratégicos en rombo del regiomontano RAÚL OZUNA, hemos visto un desfile presentado en IDM o lo que es lo mismo, International Designers Mexico, en el que había dos colores base acompañando los escotes geométricos y provocativos en su justa medida. 

El negro y el plateado se proclamaron de inicio a fin con prendas holgadas, la coordinación de la mano de Juan de Dios Ramírez y los accesorios para Xanath Lammoglia, cierres que se encontraban en algún punto para unirse, delgados y como un detalle discreto, mangas por todos lados, ligeras o con estructura en una confección fuerte y marcada. Las telas se mezclan con los brocados, el algodón, la gabardina o el rayón; como siempre Ozuna es de las firmas relevantes y más valoradas en esta octava edición de IDM.



El jumpsuit sigue el camino a la punta de iceberg, si por mi es, puro jumpsuit en esta vida, los zapatos negros con un tacón aguja en plateado, otro de los elementos clave del desfile.






Prendas oversize que si bien definen a la mujer cómoda  ponen un punto glam en su look, mostrando que, no hay que ir embarradas por la vida.


FOTOS : TUUKUL LABORATORIO CREATIVO.






viernes, 8 de marzo de 2013

El lado masculino de Elie Saab.

Infinitas veces he hablado de lo hermoso que me parece el trabajo de este diseñador, no sólo por lo femenino y delicado que es, si no porque al mismo tiempo que muestra la mejor parte de la mujer elegante, sofisticada y con mucho glamour; se decanta por piezas que le den un toque fuerte a cada una, ya sea en detalles o en piezas al completo, para está colección del próximo invierno ELIE SAAB apostó por la mujer fuerte y con presencia andrógina, pero no un andrógino despreocupado, estamos hablando de otro nivel.


Siempre se ha encargado de realzar la silueta femenina, y con ello la delicadeza en cada prenda que coloca sobre la mujer, esta vez el toque boyish llego un poco más a la pasarela y con un discreto acento masculino, Saab, muestra piezas que ya conocemos como faldas lápiz, blazers que se adornan con pliegues dobles, el cierre es una parte importante y con presencia en casi todos los diseños. El peplum que es tendencia desde hace un tiempo, sigue adelante, aunque más sencillo y muy básico. Los colores de la pasarela vuelven a hacer rey por milésima vez al azul marino, aunque el negro, verde, morado, amarillo lima y blanco tienen un espacio sobre la misma.

Las transparencias no pueden faltar en un desfile que grita hermosura por doquier, bordados rusos según es la inspiración para esta temporada y cinturones delgados que dan el toque con pequeñas piezas en plateado u oro. Algún estampado floral pide permiso para entrar en escena y cubre faldas y vestidos, la pieza que continua subiendo peldaños es el jumpsuit, para la noche es una opción cómoda, elegante y diferente. Cuellos de todo tipo  cuadrados, en v o super cerrados. Las capas vuelven a pasarela recordándonos siempre a Paltrow... imposible no hacerlo y más si llegan en blanco, algunos vestidos toman un poco de ese rol y se adaptan de forma holgada al cuerpo. Una colección diferente, con aires diferentes.



Con piernas anchas, ceñidos en la cintura y ya sea, con transparencias, encaje o bordados en el torso y mangas, el jumpsuit sigue triunfando.



Por más cerrado que sea el escote en la parte superior, la abertura de las piernas es infinita... sensualidad total.




El pelo se lleva el lugar de las chaquetas cortas, botines peep toes con tiras en infinitas cantidades y cerrados, formaron parte del desfile Otoño Invierno 2013-2014.



Las capas sin mangas y con pequeñas aberturas a los costados. Cuellos grandes y looks perfectos.




















Cinco estrellas Louis Vuitton.

Cuando pensamos en un look de hotel, se nos vienen a la cabeza las mucamas en trajes anticuados y algo fachosas, no por ellas, si no por el concepto que se tiene al momento de hacernos a la idea, un look para pasearse por el pasillo que se rodea de puertas de madera con números en el centro... Pero hay casos en los que el pasillo del mismo hotel, ese donde se encierran infinitas historias de amor, desamor, consuelo o dolor; puede convertirse en la pasarela más intima y femenina que cualquiera podría protagonizar.

Marc Jacobs es por mucho, uno de los diseñadores del siglo XXI que más arriesga sin temor a lo que sea o no sea aceptado, también es el único que podría salir a saludar a sus invitados en un auténtico pijama rojo, LOUIS VUITTON obvio, por eso Marc es mucho Marc. De esa forma, muy sensual y con toques básicamente centrados en la parte interna de las mujeres, mujeres de los años 20 que sin problemas lucen un look agresivo y sexy, melena negra corta, labios vino y ojos espectaculares, dramáticas y misteriosas enfundadas en piezas holgadas de seda, pantalones estampados en conjunto con chaquetas de botones, el cuello en V es una necesidad y los tacones.. los tacones una obligación.


Top models fueron las encargadas de abrir una a una las puertas de la pasarela, los maxi blazers acompañados de delgados cinturones formaron una de las partes principales, los abrigos infinitos cubriendo el interior con pelo, un elemento que se repite en bolsos y como detalle en puños y cuello, en alguna ocasión al finalizar la caída de las prendas.

Estampados de diferentes formas, flores y cuadros en un principio. El terciopelo se presenta con sutileza o totalmente en vestidos con espaldas de impacto, una colección de colores neutros, muy naturales, tierra... Azules, verdes, vinos, cafés... Las minis vuelven a pedir protagonismo, así como el encaje y las transparencias que triunfan por todo lo alto llevándose las cinco estrellas del hotel dirigido por Jacobs. Pero si hay alguien que dirigió cada paso dentro del show, fue la inigualable Kate Moss, cuando pensábamos que acabaría el desfile, la eterna musa y amiga del director artístico de la firma, aparece detrás de la puerta que le correspondía enfundada en un vestido azul grisáceo  bordado y de transparencias, impactante. Un hotel de lujo, un hotel de sensualidad.


Fáciiiil te echas un buen café con este look, la tendencia pijama que viene fuerte hace un tiempo, pero definitivamente nunca la vimos en esta magnitud. LOUIS VUITTON OTOÑO INVIERNO 2013-2014.


Los brillos y lentejuelas, tienen un pequeño lugar en abrigos y vestidos, las plumas son otro de los elementos que adornan cada una de las piezas de esta colección.




Locura total, en una gran variedad de color y texturas, con pulsera o sin ella, enamorada perdida.



No es por nada, pero se les nota cuando son angelitos, de Victoria's Secret digo... El encaje logrando enfocar la vista en mangas y final de faldas o vestidos. Isabeli Fontana.



Bordado con lo que parecerían ser pétalos, transparente total, una belleza.

¡DIOSA! KATE MOSS.
















jueves, 7 de marzo de 2013

Un mundo diferente, un mundo Chanel.

Ya ni caso tiene mencionar que desfile tras desfile que se presenta en el Grand Palais, es apuesta segura de un gran espectáculo y más aún, si en la tarjeta de invitación hay un nombre; CHANEL. Increíble es hasta donde llega la imaginación del grandísimo kaiser de la moda, y sabemos a la perfección que cada temporada nos sorprenderá con algo nuevo, porque los escenarios de ensueño nunca acabarán para él, si acaban, los reinventará.

Con un tributo al mundo, un tributo a lo que Chanel representa en cualquier parte del globo terráqueo y de esa forma se presenta el show del que inspira a millones de personas que quieren encontrar en la moda una parte de su vida o la misma por completo. Banderas con el logo de la doble C más famosa, situadas en el gigantesco mundo que se encuentra al centro de la pasarela, mostrando así donde se encuentra cada una de las tiendas Chanel. Una colección que se rige por la comodidad para los pies, el mismo Lagerfeld confesó que no es una opción para red carpet, pero sin duda es un lujo para la vista, accesorios con forma circular, gigantes y aparentando ser de acrilico, el vinilo se incorpora a la ropa en prendas que se vuelven únicas en su especie, de vez en cuando vemos piezas que parecen estar hechas de charol negro.


Cantidad de modelos se encargaron de rodear el escenario con colores que se veían opacados por el rey de la tarde y por lo que vemos de la temporada Otoño Invierno 2013, el azul marino. Una paleta que se basaba en azul junto con negro, gris y algunos pasteles como el rosa. Las texturas alcanzaron su máxima expresión con un sin fin de telas de todo tipo, los abrigos son la principal atracción de la mano del eterno tweed de Karl. Flores 3D, volantes, piel opaca y brillosa para acentuar las piernas en leggings ultra pegados, la silueta femenina se enmarca con conjuntos perfectos de cinturas entalladas y minifaldas con tableados en la caída  Las cadenas se llevan el premio al accesorio del desfile, todas en plateado, para el cuello o las muñecas se dejan ver gruesas y largas, mientras que las botas las utilizan como decoración mucho más delgadas. Un espectáculo impresionante que sólo podría ser obra de una firma que marca tendencia a nivel global, All around the world.



Las botas blancas o negras, el tacón es casi siempre nulo pero las veces que se eleva es muy poco y con un grosor bastante cómodo, para cubrirse el pecho del clima, los botones y los cierres se apuntan a la tendencia invernal.




Las prendas son bastante estructuradas y con mucho volumen en la mayoría de las ocasiones. La minifalda regresa más fuerte que nunca.


Dos de mis looks y modelos favoritas, ambas en la mira del mundo entero, Jacquelyn Jablonski y Cara Delevingne. Los guantes al más puro estilo Karl Lagerfeld no pudieron faltar.




El único modelo hombre que piso el mundo Chanel del Grand Palais, Baptiste Giabiconi. La piel o el charol no son exclusivos para las mujeres, los colores para ellos se mantienen dentro de los tonos obscuros.


El bolso circular simulando un globo terráqueo, una obsesión.



Las transparencias llegaron al final del desfile, presentándose principalmente en cuello y piernas.